Otras entrevistas
Noticias

OiKo

Comentarios (0)

, , ,

 

 

Javier Peña y José F. López-Aguilar | Cofundadores de OiKO


Un motor de soluciones en el campo del diseño y la producción sostenible”.


José F. López-Aguilar y Javier Peña pusieron en marcha OiKo en 2013, empresa que se dedica a la consultoría ambiental y la edición de productos + sostenibles. El proyecto fue la evolución lógica de su trabajo conjunto: tras dos años realizando consultoría e investigación e impartiendo en la universidad asignaturas sobre materiales y sostenibilidad deciden dar un paso más y poner en práctica sus conocimientos.

 

Los servicios que ofrece OiKo son el análisis de impacto ambiental, ecoetiquetado, I+D en materiales y diseño de producto. “Probablemente esta última sea nuestra actividad principal, aunque también es cierto que nuestra manera de diseñar engloba todo lo anterior”, puntualiza José F. López-Aguilar, responsable de diseño de OiKo.

 

Con su proyecto buscan ir más allá de ofrecer productos ecológicos. “Potenciar la economía circular, que el usuario pueda tomar decisiones de compra de una manera consciente y que sirva como estímulo para el resto del sector es clave”, puntualiza Peña.

 

El objetivo de la empresa es inherente a su decidida apuesta por la sostenibilidad. “Buscamos que el producto ecológico y ecoetiquetado sea el día a día y por tanto dejemos de ser una singularidad”, reflexiona.

 

  

¿Qué es Oiko?

OiKo es un motor de soluciones para encarar los retos de la sostenibilidad en el diseño de producto. Comenzamos ofreciendo ambientalización de producto como consultores, para continuar ofreciendo producto ambientalizado como productores. Por tanto, somos una consultora embarcada en el mundo de la edición de producto más sostenible, siempre prestando especial atención a la comunicación ambiental. Tanto desde la consultoría como desde la edición, nuestro principal objetivo es ofrecer opciones de compra más sostenibles para el usuario. Información, conocimiento y responsabilidad es nuestro leit motiv.

 

¿Cómo y cuándo decidís embarcaros en esta iniciativa?

OiKo surge de la confluencia de dos trayectorias profesionales que convergen de manera inevitable. Después de dos años realizando consultoría e investigación e impartiendo en la universidad asignaturas sobre materiales y sostenibilidad, damos un paso más y decidimos que la puesta en práctica de todo este conocimiento es una necesidad inevitable. Así, sin dejar de lado la consultoría para terceros, decidimos comenzar a gestar una marca de producto más sostenible.

 

¿Quiénes forman vuestro equipo?

Como base estamos Javier Peña y José F López-Aguilar junto a una serie de profesionales, que van variando según las necesidades de cada proyecto. Nuestra filosofía es que si queremos afrontar de una manera eficaz los retos ambientales pero también sociales y económicos que plantea la transición hacia la sostenibilidad, debemos de rodearnos de expertos en cada materia. Y como a día de hoy es difícil mantener un equipo tan amplio de manera continua, optamos por la adaptabilidad y la coalición.

 

 

¿Por qué decidiste apostar por este sector de actividad?

Por nuestra trayectoria era algo inevitable. Venimos de la investigación en materiales, el diseño y la ecología industrial. Si juntas esas variables el resultado es OiKo. Junto a esto, detectamos una doble necesidad en el mercado y en la industria. Por un lado, la falta de información ambiental y ecoetiquetaje de los productos, y, por otro, la falta de oportunidades de diseño para un sinfín de materiales con un perfil ambiental muy interesante que la industria desarrolla y que no acaban de llegar al mercado a causa de un déficit de diseño.

 

De todos los servicios que ofrece Oiko, ¿cuál es el más demandado?

Ofrecemos análisis de impacto ambiental, ecoetiquetado, I+D en materiales y diseño de producto. Probablemente esta última sea nuestra actividad principal, aunque también es cierto que nuestra manera de diseñar engloba todo lo anterior. Todos nuestros diseños ya sea un trofeo, un electrodoméstico o un sistema de captación energética activo empleamos una metodología científica donde evaluamos ambientalmente la propuesta, seleccionamos los materiales más eficaces y comunicamos su comportamiento ambiental.

 

Habéis diseñado el galardón que han recibido los ganadores de la segunda edición de los Premios Red emprendeverde, ¿qué tal la experiencia con este proyecto de ecodiseño?

¡Genial Nos encantan este tipo de proyectos y por esto tenemos una línea comercial de trofeos. Ya diseñamos también los galardones para los Premios Europeos de Medio Ambiente a la Empresa y, sin dud,a es una experiencia que nos encanta repetir. El diseño de un premio es algo muy especial, muy emocional. Por un lado te ofrecen la libertad artística de un elemento simbólico o representativo como es un trofeo. Por otro, plantea las mismas dificultades que cualquier otro producto industrial, puesto que se ha de diseñar y fabricar. Además lo enfocamos con el mismo rigor científico que cualquier otro encargo, por lo que realizamos una concienzuda selección de materiales, análisis de ciclo de vida, etc, para lograr siempre la opción más sostenible. Por ejemplo con la fabricación de los trofeos de este premio se han conseguido reciclar 8 kg de residuos plásticos y de celulosa y se han conseguido evitar la emisión de hasta 40 kg de CO2, respecto a su fabricación en metacrilato, un material muy común en este tipo de producto. Como siempre decimos, no es suficiente decir que es ecológico, además hay que demostrarlo.

 


¿Cuáles son vuestras principales fuentes de financiación? ¿Habéis contado con el apoyo de entidades o inversores privados?

Nuestra principal financiación es el trabajo a deshoras. No tenemos un soporte financiero directo por parte de terceros, aunque también es cierto que las condiciones que ofrecen ciertos proveedores suponen un apoyo y sin ellos tampoco podríamos tirar adelante la edición de producto.

 

¿Cuáles son los principales objetivos que os habéis marcado a medio plazo?

Nuestro objetivo a corto plazo es la introducción de producto propio en el mercado. Ya tenemos una línea desarrollada que estamos instalando en diversos comercios a modo de prueba piloto, con la idea de ofrecerlo al mercado en pocos meses. A largo plazo, el objetivo sería más romántico y es lograr que lo que ahora parece una rareza se convierta en algo normal. Que el producto ecológico y ecoetiquetado sea el día a día y por tanto dejemos de ser una singularidad

 

¿Cuál es el principal valor ambiental de vuestra iniciativa?

La propia iniciativa. Quizá una silla ecodiseñada no suponga un efecto ambiental muy importante, pero si esta silla está fabricada íntegramente con materiales reciclados, no contiene ningún elemento toxico y está correctamente ecoetiquetada, la repercusión ambiental directa e indirecta puede suponer una chispa que arranque el motor del cambio que tanto necesitamos. Potenciar la economía circular, que el usuario pueda tomar decisiones de compra de una manera consciente y que además sirva como estímulo para el resto de la industria creemos que es la clave.

 

¿Cuál es el perfil de vuestro cliente?

La sostenibilidad no entiende de clases, por lo que tampoco nuestros clientes tienen un perfil marcado. Desde instituciones tanto estatales como autonómicas, a empresas de cierto nombre, pasando por pequeños talleres e incluso usuarios particulares que quieren hacer las cosas un poquito mejor.

 

Desde que nació OiKo hasta la fecha, ¿habéis tenido que reinventaros?

No exactamente, puesto que el proyecto es adaptativo desde su origen, por lo que se ha ido adecuando de forma natural a las circunstancias. De principio estábamos más orientados a la consultoría y actualmente nos hemos volcado más con la edición de producto y el lanzamiento de nuestra propia marca de producto +sostenible.

 

¿Qué necesitarías para que vuestro proyecto sea un completo éxito?

Como antes decíamos, la meta seria que lo que ahora parece una singularidad se haga normalidad y por tanto se pueda extender el producto diseñado, fabricado y etiquetado en clave sostenible para poder posicionarnos en el mercado y competir con las dinámicas comerciales establecidas hasta la fecha.

 

Para terminar, ¿qué consejos darías a un emprendedor que comienza?

Paciencia y humor.

 

Perfil de José F. López-Aguilar en la Red emprendeverde 

 

 

 

¿Te ha gustado?, compártelo