Noticias
Otras entrevistas
Inicio > Noticias > La Traviesa Ediciones, un proyecto de educación ambiental

La Traviesa Ediciones, un proyecto de educación ambiental

admin

07/05/2019

, , , ,

Paqui Godino puso en marcha el pasado año la Traviesa Ediciones, “una editorial de educación ambiental, que, en esta primera etapa se está centrando en la educación en, de, por y para la naturaleza”. De momento en su catálogo de publicaciones hay un título, “Compartir la naturaleza. Juegos y actividades para reconectar con la naturaleza. Para todas las edades de Joseph Cornell”, aunque su objetivo es ‘producir al menos tres o cuatro libros al año, para empezar, pero primando los objetivos cualitativos’.


Más allá del aspecto editorial, Paqui ha concebido la iniciativa como “un proyecto integral de educación ambiental”. Por ello, ofrecen actuaciones de formación ambiental y actividades para familias basadas en sus publicaciones.


Con una trayectoria profesional muy ligada al medio ambiente y, en concreto, a la educación ambiental, la vocación de esta emprendedora por poner en marcha una iniciativa con valor verde era clara. “Nuestra apuesta es, por definición, verde. Un proyecto que se centra en la educación ambiental, a través de los libros, la formación y la sensibilización ambiental, es de naturaleza claramente verde”, destaca.


¿Cuál es el leit motiv de La Traviesa Ediciones?


Nuestro lema es ‘lee, comparte, disfruta la naturaleza’. Por eso hemos elegido a una nutria ‘traviesa’ como el símbolo de nuestra editorial, para que el espíritu del juego y la alegría impregne nuestra relación con la naturaleza. Así que yo diría que nuestro leif motiv es ayudar a reconectar con la naturaleza a niños, niñas y mayores.

 

¿Qué te empujó a poner en marcha el proyecto?


Quería hacer algo que realmente me motivara y tener autonomía. Después de una larga trayectoria trabajando en medio ambiente, lo que realmente me ha apasionado siempre ha sido la educación ambiental y, en especial, la educación ambiental en la naturaleza. El germen de la idea surgió hace bastantes años, cuando buscando unos libros de naturaleza para mi sobrino y mi sobrina me di cuenta que no existía lo que buscaba para esas edades. Afortunadamente, a lo largo de estos años ya hay más publicaciones de naturaleza infantiles, pero ese fue el origen de la idea, que reelaboré a principios de 2017, cuando empecé a dar forma al proyecto, ya teniendo en cuenta el panorama actual.

 

¿Qué publicaciones podemos encontrar en vuestro catálogo?


De momento, tenemos una sola publicación, “Compartir la naturaleza. Juegos y actividades para reconectar con la naturaleza. Para todas las edades de Joseph Cornell. Elegimos este libro como el primero, porque representa todo el espíritu y filosofía que hay tras el proyecto editorial.

 

Es un manual de juegos, actividades y dinámicas en la naturaleza. Su autor, Joseph Bharat Cornell, es un referente internacional en educación ambiental al aire libre. Se trata de un nuevo libro basado en sus primeras publicaciones, pero ampliado con muchas actividades nuevas, fruto del bagaje acumulado de estos casi 40 años que lleva haciendo formación ambiental en Sharing Nature Worldwide. Está dirigido a docentes, educadores ambientales, centros de educación alternativa, universidades y centros de formación, especializados en medio ambiente, asociaciones juveniles, familias, etc. La metodología se plantea de manera fácil y muy práctica, por lo que puede ser utilizada por cualquier persona, aunque no sea especialista. La edición original está prologada por Richard Louv y quisimos añadir un prólogo específico para esta edición, escrito por Heike Freire, que son referentes de la necesidad de reconectar con la naturaleza y de la pedagogía verde.

 

Ya tenemos muy buenas reseñas especializadas: ha sido recomendado en el boletín informativo del CENEAM (Centro Nacional de Educación Ambiental) de julio-agosto de 2018 y en la revista ‘Aula Verde’ de la Consejería de Medio Ambiente de Andalucía de diciembre de 2018. Coincidiendo con su lanzamiento, fue reseñado en el número de mayo de 2018 de la revista ‘Quercus’ y en Vida Sana (Biocultura), además de publicarse bastantes reseñas en blogs y tiendas especializadas en educación y medio ambiente.

 

Además, el libro está siendo utilizado como monografía en el Grado de Pedagogía de la Universidad de Sevilla, en la asignatura de Educación Ambiental, y también está recomendado en otras titulaciones de varias universidades.

 

 

Además de por su contenido, ¿es un libro editado con criterios sostenibles?


Sí, por coherencia, queremos que todos nuestros libros se editen con criterios sostenibles. Por eso nos hemos acogido al etiquetado de ecoedición de la Junta de Andalucía, incorporando al proceso de edición criterios sociales y ambientales. Teniendo en cuenta los requerimientos técnicos de la publicación, hemos seleccionado papel FSC y tintas libres de metales pesados, hemos elegido un tamaño adaptado a los pliegos estándar de papel y hemos primado que la imprenta fuera local, por ejemplo.

 

¿Pensáis ofrecer más títulos?


Esa es la idea, claro. Una editorial no puede vivir con un solo libro. Tenemos muy claro el rumbo, pero tenemos que ir poco a poco, analizando la viabilidad de los nuevos proyectos. El objetivo es ir creando un fondo editorial cuidado, con una línea bien definida.

 

Cuantitativamente, el objetivo sería producir al menos tres o cuatro títulos al año, para empezar, pero primando los objetivos cualitativos. Es decir, no producir por producir, sino que queremos anteponer la calidad y la adecuación de los nuevos títulos a nuestra línea editorial. Ya tenemos algunas cosas en mente, pero todavía no hay nada materializado.

 

¿Vendéis online y en tienda física propia?


Tenemos tienda online, en nuestra web: https://latraviesaediciones.es/tienda/. Pero también hacemos distribución directa a librerías y tiendas especializadas en medio ambiente o educación, infantiles, editoriales afines, centros educativos (tanto del sistema formal como alternativo), ONG, etc. Estamos teniendo muy buenas sinergias, con una gran acogida a nuestra primera publicación, en todo el sector emergente del consumo sostenible y las pedagogías alternativas, en las que la naturaleza es el eje o recurso didáctico.

 

Además, nuestra editorial se integra en los canales habituales del sector editorial, a través de distribuidoras y librerías generalistas.

 

Más allá del aspecto editorial, habéis apostado por poner en marcha una iniciativa de educación ambiental.


Sí, desde el principio era muy claro que este es un proyecto integral de educación ambiental. Como me gusta decir, La Traviesa Ediciones es ‘más que libros’, porque ofrecemos actividades de formación ambiental y actividades para familias basadas en nuestras publicaciones. Además, queremos apoyarnos en una red de centros colaboradores que quieran trabajar en las propuestas metodológicas de los libros que vayamos publicando, creando sinergias y alianzas. Aunque ya se van concretando algunas cosas, está todo por tejer, por lo que aprovecho para lanzar la invitación abierta a quienes quieran ‘enredarse’ en este proyecto.

 

De hecho, ya hemos desarrollado bastantes actividades, por ejemplo, contamos con el apoyo de La Casa Encendida de Madrid para organizar una mesa redonda, en la que participo Javier Benayas, Heike Freire y José Antonio Montero. También colaboramos con el CEI CamBio (Campus de Excelencia Internacional de Medio Ambiente, Biodiversidad y Cambio Global) de la Universidad Pablo de Olavide en la organización de la jornada ‘Compartir la naturaleza’, en la que participaron José Antonio Corraliza de la UAM, Ester Bueno del CENEAM, Macarena Esteban de la UPO y Francisco Guerra, Nutri, de SEEDA y en la que impartimos un taller práctico de juegos y actividades en la naturaleza.

 

Además, estamos atendiendo peticiones de diversos centros educativos, tanto en centros del sistema educativo formal como de pedagogías alternativas. Van desde dinamización de actividades concretas para el alumnado, colaborando en la puesta en práctica, directamente, o/y asesorando para su implementación, hasta la realización de actividades formativas para docentes. Desarrollamos talleres para familias de juegos y actividades en la naturaleza. Ya hemos realizado varios, por ejemplo, en Biocultura Madrid, en Chavea Festival de Granada y en la librería Baobab de Sevilla. Próximamente tenemos previsto un taller familiar en Biocultura Sevilla y otro en la Escuela Infantil Fundamentals del Colegio Internacional de Sotogrande. En nuestra página web pueden consultarse las actividades previstas y las ya realizadas.

 

Para final de la primavera organizamos un curso dentro del Plan Andaluz de Formación Ambiental (Consejería de Agricultura, Pesca y Desarrollo Sostenible), denominado ‘Herramientas de educación e interpretación ambiental para reconectar con la naturaleza’, que pronto abrirá su plazo de inscripción en la web de la Consejería.

 

 

¿Con qué colaboradores cuenta La Traviesa Ediciones?


Cuento con personas colaboradoras que intervienen en distintas tareas del proyecto editorial, según las necesidades: en la asistencia editorial, corrección de textos y fotografía y vídeo, Jesús G.P. Rodríguez Sánchez; en las labores de traducción y también en asistencia editorial, Rea Fraser, y en la asistencia técnica para el estilo e imagen editorial. Manuel Pérez Vargas colabora en los trabajos de diseño y maquetación, Además, en las tareas de educación y formación ambiental colaboran Juan Manuel Gavira Galán y Anna Escriña Sánchez.

 

¿De qué te ocupas tú?


Yo me encargo un poco de todo. De momento, supongo que como le pasa a muchos emprendedores y emprendedoras, no hay más remedio. Quitando el imprescindible apoyo de las personas colaboradoras, que he comentado antes, y asistencia técnica en temas informáticos, me ocupo del resto. Es decir, que lo mismo me pongo elgorro de contable o comercial, que el de educadora o formadora, el de directora editorial, estudiando nuevas propuestas, el de community manager, el de bloguera... También he elaborado los contenidos de la web y he participado en casi todos los trabajos de la edición de nuestro primer título.

 

¿Qué dificultades te has encontrado en tu camino como emprendedora con este proyecto?


Pues precisamente, en lo que comentaba antes de tener que ocuparse de todo; es muy complicado y requiere muchísima dedicación. Hay que sacrificar mucho tiempo personal. A la vez es un reto, pues es un proceso continuo de aprendizaje, no paras de aprender cada día y eso es, para mí, muy estimulante. Y, por supuesto, como a la mayoría de la gente que nos embarcamos en proyectos de emprendimiento, el tema económico supone una dificultad. Si a medio plazo el proyecto no es viable económicamente, está condenado a sucumbir en el camino. Así que, además de apasionarte, el proyecto debe ser viable.

 

¿Y cuáles son para ti las ventajas de emprender?


Poder ser dueña de tu tiempo, de tu destino y hacer lo que realmente te apasiona. En este camino, quizás lo mejor de todo está siendo encontrarme con gente se entusiasma con el proyecto y que me brinda su apoyo de manera muy generosa. Esto es lo más bonito de todo.

 

La iniciativa es joven. ¿Qué aspectos necesitáis reforzar en esta primera etapa?


Introducir en el mercado una nueva editorial, en un momento tan complicado para el sector y, además, tan especializada como esta, es difícil, muy difícil. Pero, a la vez, precisamente esta especialización y este enfoque hacia el verde, puede ser una fortaleza, pues estoy convencida de que, más allá de la moda y del greenwashing, una vida más en armonía con nuestro entorno es el futuro. Creo que, en este aspecto, las alianzas y el trabajo en pro del bien común es lo que más puede ayudar a nuestra iniciativa.

 

Creo que la introducción de nuestro proyecto va a ser más posible gracias al ‘boca a boca’ o al ‘boca oreja’, ahora ‘red social a red social’ (ahí tenemos que reforzar mucho el trabajo), que al circuito de las grandes cadenas; pero claro esto es lento, muy lento.  Como dice un amigo del sector, “los libros son de brotar lentos, pero perduran en el tiempo, son longevos y de madera dura”.

 

Pero claro, como comentaba antes, hace falta una viabilidad económica para poder continuar. Para ello, se hace imprescindible aumentar el fondo editorial (siempre con los criterios que mencionaba).

 

 

¿Cómo imaginas el proyecto en unos años?


Me lo imagino con un equipo como tal, estable, más allá de las colaboraciones puntuales o más o menos continuadas. Habiendo establecido una red de centros colaboradores con los que desarrollar las acciones formativas y las actividades para familias en todo nuestro territorio y, quizás, por qué no, más allá… Con un fondo editorial del que me sienta orgullosa y que siga representando lo que sueño para La Traviesa Ediciones.

 

¿Recomendarías a otro emprendedor lanzarse y poner en marcha su iniciativa?


Sí, sin duda es una experiencia muy recomendable. Hay que tener mucha cautela y valorar bien los riesgos que podemos y/o queremos asumir. Pero, poner en marcha algo que tú misma has creado, soñado e imaginado es muy ilusionante. Así que, ¡ánimo y a por los sueños!

¿Te ha gustado?, compártelo